CLUB DE LOS DESEOS

Un club selecto para lectores selectos

                                                                                                                                                                                                © Diseño Ilustración Vectorpouch

UN REGALO TE ESTÁ ESPERANDO ... 

APÚNTATE


La sombra del secreto se adentra en el abismo de los deseos, en los abismos más ocultos del ser humano, en la peor y más mortal de sus pasiones… Y tampoco nadie está a salvo


Beatriz Cáceres: “La sombra del secreto”


En 1955 Vladimir Nabokov rompía esquemas y revolvía los cimientos de los prejuicios de una sociedad bienpensante sin ningún tipo de pudor. Nos enfrentaba a una terrible depravación, sin paños calientes, la pedofilia; pero jugaba muy bien con las conciencias y dejaba en entredicho quién era el seductor y quién el seducido. El escándalo estaba servido. Hoy en día aún no se ha superado: sigue siendo un libro maldito. Cualquier cuarentón maduro aparentemente bien pensante podía ser el protagonista de Lolita y de las desviaciones sexuales de Humbert Humbert. Cualquier adolescente podía ser Lolita. Nadie estaba a salvo.

La sombra del secreto consigue efectos muy similares. Se adentra en el abismo de los deseos, en los abismos más ocultos del ser humano, en la peor y más mortal de sus pasiones… Y tampoco nadie está a salvo. Aunque todo esté corrompido. Pero es que además empaqueta la historia en formato de electrificante thriller, cuya lectura no podrás frenar. Es brutal.

La sombra del secreto es  también la historia de una obsesión sexual. Solo que en esta ocasión la perversión arrastra a las más altas cotas del poder, y eso abriría, en un principio, una puerta de escape a los moralistas de clase media del presente. Algo dudoso en los tiempos de internet, donde precisamente las páginas más requeridas son de sexo, y cualquiera tiene al alcance de su mano grabar la propia película de sus depravaciones sexuales. Los tiempos cambian…

Los tiempos cambian tanto que no sé si Vladimir Nabokov no se hubiera forzado en esta era de modernidad y cibernética, la del imperio del lo necesito rápido… Ya digo, no se hubiera visto forzado al thriller, y por tanto hubiera sucumbido a las tendencias actuales. La sombra del secreto adopta esa forma, la de de thriller, pero Beatriz no renuncia a su pasión por la literatura, y con un estilo elegante dotado de un buen sentido del ritmo, nos preguntará sobre los límites de nuestro amor, sobre si hay que renunciar a él para no sufrir, y de las consecuencias que podría acarrearnos lo uno y lo otro.  Vamos, que nos pone entre la espada y la pared, y nos deja buenos motivos de reflexión:

“El corazón no va más allá de la razón. El alma late en su abismo.”

Como siempre aquí os dejo un fragmento de la novela:

Beatriz Cáceres, en el abismo de los deseos, la sombra del secreto
La escritora Beatríz Cáceres

«Ya en el ascensor, recapacitó sobre su situación. No tenía remedio. Tenían que acabarse esas citas de una sola noche, pero su trabajo no le permitía mucho más. Lo único que lamentaba, en uno de esos escasos momentos que se permitía tener de bajón, no era otra cosa que la posibilidad de estar sometido a cambios continuos de casa; aunque sus mudanzas duraran unos segundos.

El amor era un sentimiento que no estaba destinado para él y, a decir verdad, con el paso de los años hasta había perdido la curiosidad que le producía imaginar cómo le podría repercutir sentirlo. En qué profundidad podría llegar a cambiarle su propia percepción del mundo. No. Estaba convencido de que esa posibilidad nunca iba a suceder. No se podía imaginar casado y con hijos, llevando una vida rutinaria. No, eso no era para él y, por otro lado, no había conocido todavía a ninguna mujer que le hubiera llevado a sopesar esa opción. No se trataba de que él no las valorara, todo lo contrario. Para Martín la mujer en sí misma era un ser perfecto y maravilloso que merecía ser tratada con toda su atención y consideración posibles. Nunca las había engañado sobre su actitud, siempre les decía la verdad y, por consiguiente, si ellas aceptaban lo que él les podía ofrecer todo evolucionaba sobre ruedas.

—Yo no pregunto, así que no me preguntes tú. No me importa el ayer ni el mañana. ¿Por qué hacerlo difícil? Lo que cuenta es el momento, este momento. ¿No te parece? —y solía acompañar estas palabras con una sugestiva sonrisa, a la que por cierto, ninguna de sus acompañantes se solía resistir.

¡Cómo para hacerlo! Los labios de Martín eran perfectos, subyugantes y sensuales. Una callada promesa del beso perfecto, ante lo cual no se podía hacer nada más que desear rendirse y perderse en su calidez»

La novela:

LA SOMBRA DEL SECRETO

Una novela de Beatriz Cáceres

La sombra del secreto, una novela de Beatriz Cáceres

El Rey es asesinado en circunstancias muy extrañas. Su cadáver aparece desnudo, atado a una silla Luis XV en su dormitorio en Palacio, y con un tiro en la nuca.

3,95Añadir al carrito

CLUB DE LOS DESEOS

Un club selecto para lectores selectos

                                                                                                                                                                                                © Diseño Ilustración Vectorpouch

UN REGALO TE ESTÁ ESPERANDO ... 

APÚNTATE