Categoría

El folletín

Otra vez había dicho que sí, entrega de El coleccionista, una novela de Cecilia Barale
El coleccionista, El folletín

Otra vez había dicho que sí

Continúa la partida de ajedrez a tres bandas. Diego Echelar no va a permitir que su ex amante renuncie y le deje plantado. Hará cualquier cosa para conseguir su objetivo, hasta que Ana se encuentre frente así diciéndose que «otra vez había dicho que sí» y no sabía cómo.

Verdaderos héroes alemanes, entrega de A tres pasos de Luna, novela de Beatriz Cáceres
A tres pasos de luna, El folletín

Verdaderos héroes alemanes

En tan solo dos entregas, la novela ha dado un giro realmente sorprendente y lo que parecía una escena entre dos amantes heterosexuales, se ha convertido en una relación sexual en un submarino alemán entre el 2º oficial y su amante: dos verdaderos héroes alemanes. La ‘fortaleza de la raza alemana’ está en duda y la escena termina de la peor manera posible.

Ajedrez a tres bandas, entrega de El coleccionista, una novela de Cecilia Barale
El coleccionista, El folletín

Ajedrez a tres bandas

La noticia de que Eleonora viaje a Europa, le ha sentado como un tiro a Echelar. Sobre todo porque esta vez su suegro no le ha avisado antes y ya ha destinado a su amante a Irak. Echelar intenta también evitar la renuncia de Ana. Están jugando una partida de ajedrez a tres bandas.

El deseo me llena por entero, entrega de A tres pasos de Luna, una novela de Beatriz Cáceres
A tres pasos de luna, El folletín

El deseo me llena por entero

No me dejes morir. Aunque no quieras reconocerme, soy tu verdad. De esta manera arranca el prólogo de A tres pasos de Luna, en una atmósfera asfixiante donde el encuentro de dos amantes parece inevitable y con una narración en primera persona que te deja aún más si cabe sin aliento.

imitando a Groucho Marx, entrega de El esclavo de los nueve espejos, de Raimundo Castro
El esclavo de los nueve espejos, El folletín

Imitando a Groucho Marx

Después de haber repasar mentalmente toda su desacertada vida, Alejandro Neblí, el matón que ha de acabar con la vida del señorito de Torrealba, atraviesa la puerta de la mansión y se da de narices con una puesta en escena esperpéntica en la que el señorito está imitando a Groucho Marx.

Soñaba con divorciarse, entrega de El coleccionista, una novela de Cecilia Barale
El coleccionista, El folletín

Soñaba con divorciarse

Echelar y Eleonora viven un matrimonio de conveniencia. Ella incluso ha pensado en divorciarse. Pero Eleonora además encierra un gran secreto. Una llamada misteriosa nos deja la intriga. Por el momento, anuncia a su marido que se va unos días a Europa.

El juego del chasco, entrega de El esclavo de los nueve espejos, una novela de Raimundo Castro
El esclavo de los nueve espejos, El folletín

El juego del chasco

Últimas reflexiones de Neblí a la puerta del señorito. Aún no lo sabe, pero el sicario que ha contratado no ha matado todavía a nadie. Es un farsante con principios, un amoral, ex drogadicto, ex policía y ex suicida, un tahur del juego del chasco.

Matrimonio de conveniencia, entrega de El coleccionista, una novela de Cecilia Barale
El coleccionista, El folletín

Matrimonio de conveniencia

Diego Echelar ha dejado a su ex-amante en la redacción del periódico preparando una carta de renuncia. No está dispuesta a nuevo destierro, aunque sea Irak. Echelar llega extraordinariamente temprano junto a su mujer con la que tiene una extraña relación, un aparente matrimonio de conveniencia.

El crimen perfecto de una anciana, entrega de El esclavo de los nueve espejos, una novela de Raimundo Castro
El esclavo de los nueve espejos, El folletín

El crimen «perfecto» de una anciana

Neblí se ha citado en la cervecería «Correos» con Luis Antzara, el Íncubo, un aristócrata sinvergüenza que presumía de fornicar como un demonio, y que generalmente le encargaba amedrentamientos como dar palizas, rajarle la cara a alguno y cosas parecidas. Menos en una ocasión que le encomendó el crimen «perfecto» de una anciana.

La esposa del jefe, entrega de El coleccionista, una novela de Cecilia Barale
El coleccionista, El folletín

La esposa del jefe

Ha entrado en escena un nuevo personaje, Ana Montecasino, una brillante periodista argentina que ha visto truncada su carrera por una relación amorosa. En la entrega anterior llega cansada, agotada de cubrir eventos sin importancia y se encuentra con una nueva sorpresa: la destinan a Irak.

Close